En Corteza & Miga, todos los panes están elaborados con masa madre. Esto significa que sea cual sea el pan que te guste (desde la hogaza gallega hasta el pan de centeno 100%, pasando por la barra de picos o la chapata) llevan al menos un 5% de su peso en masa madre.

¿Qué es la masa madre? Es un prefermento, es decir, una masa elaborada con anterioridad al propio pan a partir, únicamente, de harina y agua. Esta combinación desarrolla su propia fermentación espontánea acidificante, consistente principalmente en levaduras salvajes y bacterias lácticas.

¿Qué aporta la masa madre a nuestros panes? Los panes elaborados con masa madre poseen diferencias nutricionales y gustativas. Ese olor que sale de nuestro obrador que tanto nos transporta a nuestro pasado y que muchos nos decís que es el auténtico olor del pan, se consigue en parte gracias a la masa madre. Ese olor se traduce también en sabor, un sabor mucho más intenso y definido, un sabor mucho más «a pan».

Pero además, en general los panes con masa madre poseen diferentes propiedades organolépticas, lo que los hace más fácilmente digeribles y con un menor índice glucémico (más lentitud en convertir los hidratos de carbono complejos en azúcar en la sangre). Esto es muy beneficioso, puesto que aunque poseen las mismas calorías por 100 gramos que otros panes, sin embargo producen menos azúcar en la sangre.

¿Y qué pasa con los panes integrales? Pues que, por supuesto, también están elaborados con masa madre integral, lo que se traduce en un doble beneficio nutricional, puesto que todos sabemos que cuanto más entero e integral sea el grano que utilizamos en el pan, mejores propiedades nutricionales tendrá nuestro pan.

Así que ya sabes por qué te encanta el pan de CORTEZA & MIGA, es porque es auténtico pan, con inconfundibles olor y sabor, y porque te sienta estupendamente bien.

¡Compra hoy mismo cualquiera de nuestros panes, si aún no lo has hecho, y disfruta de un pan de verdad!

×